Essaouira es la perla del Atlántico.
Es el azul del mar y del cielo, el azul de sus barcas, de sus ventanas y de sus taxis.
Essaouira. Solo pronunciar su nombre nos acerca a las olas, a los vientos alisios, a las gaviotas, a pescado fresco, a casas encaladas, a música gnaoua y a artistas.
Es la paz, el aire húmedo del mar, el clima templado y el viento.
Es un ritmo de vida al estilo de la música de Bob Marley.

 

Su medina, coqueta, con pequeños restaurantes y terracitas. Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, una de las más bonitas de Marruecos, protegida por la muralla, te acoge para que puedas pasear, pausadamente, sin prisas, observando el trabajo de los artesanos, reconocidos ebanistas, las múltiples galerías de arte, las pequeñas tiendas de música, y como no, las boticas con múltiples productos elaborados con aceite de Argán.

 

Essaouira foto tienda 1001Tours Morocco

Essaouira, a orillas del Atlántico y en la región de Marrakech-Safi es también cuna de cooperativas de mujeres que elaboran el aceite de Argán, el oro líquido de Marruecos, conocido por sus altas propiedades cosméticas. Es en esta región donde se encuentran los bosques de Argán, únicos en el mundo.

 

Essaouira Vistas mar y muralla con cañones

Essaouira, antiguamente denominada Mogador, preserva la vida de los pescadores. Su puerto es un bullicio de barcas, azules, de madera, que amarran unas junto a otras, tras la pesca de la jornada. Hora de pescado, de compradores, de gaviotas. Todos arremolinados cada uno en su tarea.

Essaouira barcas puerto 1001Tours Morocco

Su playa de arena fina, es perfecta para dar un largo paseo, chapoteando por la orilla, observando a los adeptos al surf y al kate surf, llegados de todo el mundo para cabalgar sus olas y volar con sus vientos, a los dromedarios, paseando a turistas, a los jóvenes jugando a futbol. Una playa, limpia y a la vez vivida.

Essaouira vistas playa 1001 Tours Morocco

En los alrededores, encontramos playas interminables, desiertas, salvajes, preciosas, en donde un sinfín de actividades como montar a caballo, hacer una excursión con quads, surfear, nos abrirán el apetito para saborear el pescado fresco a la brasa.
Podemos relajarnos, o tomar preciosas fotos en las dunas de Cap Sim, un remanso donde desconectar. O podemos hacer una buena caminata por los bosques de argán y las sabinas.
O quizás nos interese la fauna de la región, en la reserva natural de las islas Mogador, que alberga multitud de especies de aves y diferentes de gaviota.
O conocer, la historia de la ciudad, recorriendo sus callejuelas entrelazadas, su escala fundada por los portugueses, los cañones españoles alineados en la muralla, el cruce de culturas, de oriente y occidente.

Y al final, cuando el día termina, nos sentaremos en la arena para disfrutar de la puesta de sol.
Nuestros circuitos personalizados son viajes a medida, pensados para cada cliente, eligiendo las mejores opciones para disfrutar de una ciudad pesquera a orillas del océano, acogedora y apasionante.

Essaouira foto muralla con gaviota

 

.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *